crema de apionabo

 

Tengo que reconocer que aún a día de hoy hay alimentos que me siguen sorprendiendo, como el apionabo. Unos por los beneficios que nos aportan al organismo, otros por el aspecto que tienen, y otros por el sabor.

El apionabo aglutina perfectamente las características de un alimento sorpresa en mi cocina.

Es bajo en calorías y muy sano. Contiene calcio, vitamina C, fósforo y fibra. Por lo que es muy recomendable en dietas de pérdida de peso, y muy completo para niños y mayores. Por eso hoy os proponemos una deliciosa Crema de apionabo con crujiente de jamón y setas shiitake. Si tenéis hijos les encantará.

De aspecto es bastante feo, arrugado, redondeado. No es muy atractivo, es cierto, pero que eso no os confunda.

Pertenece a la familia de las apiáceas, como la zanahoria o el hinojo, y como ellos tiene hojas, pero en el apionabo no se comen.

Cuando le quitas la piel, la cocina se llena de un olor dulce y perfumado. Su carne es bastante blanca, un blanco roto podríamos decir, y muy crujiente. Para que no se ennegrezca una vez cortado lo mejor es sumergirlo en agua con unas gotas de limón.

Tiene un sabor exquisito, algunos dicen que una mezcla de apio y perejil. No sé, es un sabor umami. Ese quinto sabor que define muy bien el equipo de Directo al paladar.

En serio, merece la pena probarlo. Es barato y fácil de encontrar en casi cualquier mercado. A nosotros, nos gusta mucho comprar en los comercios locales que venden productos de proximidad, y prácticamente siempre lo hemos encontrado sin dificultad.

Hoy para estrenarnos en la categoría de recetas, queremos dejaros con esta crema…exquísita. Probadla porque es fácil de hacer, muy rica, sana y barata.

Necesitamos:

  • 300 gramos aproximadamente de apionabo
  • 1 patata mediana
  • 1 batata o boniato
  • 2 escalonias
  • Sal maldon
  • Pimienta negra
  • Chile en copos (le da un sabor extraordinario, pero es totalmente opcional)

Preparación:

Cortamos todas las verduras en brunoise.

Echamos tres cucharadas de aceite de oliva virgen extra (AOVE) en una olla. Cuando está caliente, añadimos primero las escalona. Dejamos que se doren ligeramente.

Incorporamos el apionabo, la patata y la batata.

En ese momento aderezamos con sal, pimienta negra y chile en copos.

Mezclamos bien todos los ingredientes para que se distribuyan los sabores y dejamos que se cocine alrededor de 5 minutos a fuego bajo con la tapa puesta.

Añadimos agua caliente, sin que llegue a cubrir por completo las verduras.

Dejamos cocinar a fuego medio durante 30 minutos, aproximadamente, o hasta que se ablanden. No te preocupes si se deshace alguna, porque vamos a hacer un puré.

Apagamos el fuego, comprobamos que hay agua suficiente de la cocción para hacer la crema. Si vemos que necesitamos una poquita más, tendrá que ser caliente.

crema apionabo

 

Añadimos 20 gramos de mantequilla y medio vaso de leche fría. Batimos hasta que quede una textura cremosa y espesa.

Para finalizar hacemos un topping con jamón crujiente al horno y láminas finas de seta shiitake a la plancha.

Este plato podemos completarlo con un poquito de pan dorado al horno. Le añade un toque crujiente que, por ejemplo, a mis hijos les encanta.

Espero que os guste!

Deja tus comentarios aquí o síguenos en instagram y enséñanos tus fotos. Seguro que tienes ideas estupendas para completar este plato.

Nos vemos la semana que viene!

 

3 Comentarios

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí